Posteado por: jonkysit | 1 abril, 2007

Y termina el libro.

Anoche terminé el libro de Peter Drucker que me estaba leyendo. Después de hablarnos de su encuentros como adolescente con un funcionario judío que obligó al emperador de Austria-Hungría a adaptar el protocolo para poder hacerle ministro sin obligarle a bautizarse; de su último encuentro antes de huír de Alemania en 1933 con el que entonces era un compañero de trabajo en la redacción de un periódico y se convertiría después en uno de los nazis más salvajes, apodado por sus propios subordinados como “El Monstruo”; de personajes absolutamente pintorescos en sus años de banquero en Londres; o de buena parte del equipo directivo de la General Motors, el último capítulo del libro lo dedica a dar un repaso a la sociedad americana de los años treinta. Una sociedad que se recupera de la Depresión, y a la que la posibilidad de verse envuelta en lo que después fue la segunda guerra mundial no le atraía especialmente.

Termina el libro contándonos cómo ocurre Pearl Harbour y a él le reclutan en Washington sin saber muy bien al principio para qué. En unas oficinas improvisadas en un edificio abandonado para alojar el aluvión de personal que el Gobierno contrató para hacer frente a la situación, reciben la primera visita importante en la forma de un coronel del ejército que les trae un informe secreto:

Cuando se marchó, abrimos con gran nerviosismo el paquete que nos trajo y encontramos un libro dentro: el primer informe de inteligencia de un país europeo. Entonces leímos la primera frase: “Los estonios son monógamos por naturaleza,” y rompimos a reír, nadie con tanto entusiasmo como el estonio en plantilla.

Una de las chicas de la oficina que había sido una artista comercial [entiendo que había trabajado en alguna agencia de publicidad], sugirió que escribiésemos esta magnífica frase con una caligrafía adecuada en una hoja de papel y la colgásemos sobre un brote de hongos en la pared de aquella habitación decaída. Después volvimos a trabajar- teníamos preocupaciones más urgentes que el sexo a orillas del Báltico. Unos días más tarde el coronel volvió para recoger el informe. Se sonrió cuando vió nuestro póster, y preguntó. “¿De dónde salió esa perla?” “Es la primera frase del informe que nos trajo el otro día.” Se quedó blanco. “Quítenlo inmediatamente,” dijo, “y destrúyanlo. Está clasificado como Alto Secreto.”

Una historia absolutamente genial sin duda. Ahora he empezado este otro libro. Por lo visto no había un diccionario de inglés hasta que a finales del siglo XIX un entusiasta se puso a ello desde la Universidad de Oxford. Sin tener Internet a su alcance se las apañó para reclutar ayuda, supongo que por correo. Uno de sus mayores colaboradores le envió varios miles de palabras con sus definiciones, y mantuvo con él discusiones por carta sobre temas relacionados con la mejor manera de hacer el diccionario. Después de veinte años de colaboración un día el profesor decide coger el tren e irse a ver al misterioso colaborador. Resultó ser un psicópata asesino que estaba encerrado en un manicomio.

Esa es básicamente la introducción, ahora con uno de esos flash backs tan efectivos, nos volvimos al principio de la historia. Historia real por lo que se ve. Ya veremos qué más puedo contar de este libro.

Anuncios

Responses

  1. Muy bueno. Tengo que leer ese libro, la verdad es que ya me hablaste de él y me quedó el gusanillo…

  2. Te lo haré llegar si quieres. Aviso que el inglés es asequible, pero el vocabulario a ratos se las trae.

  3. Si fuese ZP estaría muy preocupado.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: